El Real Madrid da un golpe de la mesa con otra noche épica ante el Sevilla

·3 min de lectura

Nunca hay que darlo por vencido y quedó expuesto. Real Madrid consiguió un triunfo trascendental en su visita al Ramón Sánchez-Pizjuán luego de ir perdiendo por 0-2. Venció a Sevilla por 3-2 por la 32° fecha de LaLiga para sacar mayor ventaja y encaminarse al título.

La historia no iba a ser sencilla para el equipo de Carlo Ancelotti y de hecho no lo fue en lo absoluto. La pasó mal en la primera parte, padeció sus propios errores en defensa, pero la gran levantada en el complemento le permitió quedarse con una victoria histórica.

Cuando no había pasado casi nada en el campo de juego más que algunos intentos que no tuvieron con el arco como destino, Luka Modric derribó al Papu Gómez sobre el borde del área. Sin embargo, ese no fue el fallo principal para el Merengue frente al tiro libre.

Ivan Rakitic se hizo cargo de la ejecución y aprovechó que la barrera se abrió para enviar su remate por allí y vencer a Thibaut Courtois, que se quedó inmóvil. Y de inmediato nomás, llegó el segundo golpe con una salida por izquierda que terminó en el fondo de la red.

Marcos Acuña asistió de cabeza a Tecatito, que le ganó en velocidad a Eder Militao y encaró a Courtois, pero en el mano a mano perdió y el balón le quedó a Erik Lamela, quien empujó el balón dentro del arco en soledad. Cinco minutos de descontrol para la visita.

Ya en la segunda mitad, Ancelotti movió el banco, mandó a la cancha a Rodrygo y encontró respuestas rápidamente. Primero, lo tuvo con Karim Benzema, quien recibió de Modric y desde el borde del área no logró vencer a Yassine Bounou, que lo tapó sobre su izquierda.

En la jugada siguiente, una gran combinación entre Vinícius Júnior y David Carvajal por izquierda derivó en una asistencia para que Rodrygo empuje a la red. Luego, el mismo Rodrygo cedió de taco para Benzema, que remató cruzado y su tiro salió apenas afuera.

Por su parte, el equipo de Julen Lopetegui desperdició una ocasión clara con un cabezazo alto de Rafa Mir luego de un centro de Ludwig Augustinsson. Poco después, llegó la gran polémica de la noche tras un desvío de Modric de cabeza y el control de Vini con el hombro.

El árbitro sancionó mano y, a instancias del VAR, anuló el gol del brasileño que había convertido el empate. Igual, el Madrid tuvo su premio por medio de otro ingresado: Nacho definió desde el centro del área luego de un pase atrás del mismo Carvajal.

Y en el reinicio del juego, Benzema lo volvió a perder después de una asistencia de Rodrygo al tirar el balón muy cerca del palo derecho de Bounou, pero más tarde con una jugada similar, no perdonó. Karim controló dentro del área y remató al arco para dar vuelta el resultado.

Real Madrid rescató un triunfo más que importante para estirar la ventaja en la cima y encaminarse al título en España. Además, rompió el invicto de Sevilla en su estadio. La próxima fecha visitará a Osasuna mientras que el Blanquirrojo será visitante de Levante.

VÍDEO | Ancelotti sobre Xavi: "¿Qué es jugar bien?"

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente