El Real Madrid vence por poco al Barcelona en las redes sociales

Desde hace ya unos años, palabras como 'hashtag', 'like', 'DM' o 'retweet' forman parte de nuestra vida diaria. Las redes sociales han llegado para quedarse y son herramientas que la gran mayoría de la población utiliza para informarse, interactuar, hablar con viejos amigos o dar opiniones. Como no podría ser de otra forma, las redes están tremendamente presentes en el mundo del fútbol, siendo clave para el crecimiento de los clubes.

El alcance de las redes sociales se ha disparado en los últimos años. Los futbolistas muestran su vida privada a través de ellas, los clubes polemizan y los usuarios se ven obligados a estar prácticamente todo el día pendientes de qué se cuece en internet.

Real Madrid y Barcelona son dos de los clubes con más seguidores en redes sociales. Un clásico que también se juega en internet. La gran pregunta está muy clara: ¿quién vence en redes sociales, merengues o culés?

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

FACEBOOK

De entre las redes sociales más importantes, Facebook es la más antigua. Lo que comenzó como una red social entre amigos ha traspasado fronteras y casi todas las empresas se publicitan en ella.

Real Madrid y Barcelona no podrían ser menos y cuentan con una enorme cantidad de seguidores en la red social creada por Mark Zuckerberg allá en 2004.

Son los blancos los que ganan en Facebook, con algo más de 110 millones de seguidores, mientras que el Barcelona se queda en los 103 millones. Esta es, sin ningún tipo de dudas, la red social que más aficionados aglutina.

TWITTER

El 'fenómeno Twitter' vive una de sus mejores épocas. Fundada en 2006, comenzó siendo una red social con poco tirón, pero que poco a poco se fue haciendo un hueco y ahora es una de las redes sociales imprescidibles para todo buen internauta.

El gran atractivo de Twitter, además de poder comentar los eventos en directo, es poder interactuar con personajes públicos, desde políticos hasta deportistas. También es una red social famosa por haber vivido más de un 'patinazo' en forma de tweet poco afortunado de algún futbolista.

Aquí también vence el Real Madrid, si bien el volumen de seguidores es mucho menor que en Facebook. En las cuentas españolas, el Real Madrid supera los 33 millones de followers, mientras que el Barcelona se queda en unos 21 millones, sumando también la cuenta en catalán.

La cosa cambia en las cuentas extranjeras, donde el Real Madrid consigue aglutinar a unos 22 millones de seguidores y el Barcelona llega hasta los 35 millones.

El clásico en las redes
El clásico en las redes

INSTAGRAM

Una red social más dedicada, por así decirlo, al 'postureo'. Esta permite a sus usuarios subir imágenes y vídeos con múltiples efectos fotográficos como filtros, marcos, colores retro, etc. para posteriormente compartir esas imágenes en la misma plataforma o en otras redes sociales.

Poco a poco, futbolistas y clubes se han hecho un hueco en esta red social, que si bien en principio se creó para un uso más particular y mostrar la vida más allá de las cámaras, ha terminado por enseñar también el día a día de los clubes.

Aquí, la lucha está mucho más igualada, ya que el Real Madrid cuenta con 81.4 millones de seguidores y el FC Barcelona con 80.7 millones.

YOUTUBE

Por último tenemos Youtube, la red social más famosa del mundo en cuanto a vídeos. Si bien es una red social que tiende cada vez más a los 'youtubers' particulares, sigue siendo un buen nido de seguidores para los equipos de fútbol.

Aquí sí vencen los azulgrana con 8.5 millones de suscriptores, por los 5.3 del Real Madrid.

Además de todo lo expuesto anteriormente, hay que tener en cuenta un estudio de Metricool hecho en 2019 y que destaca que los seguidores del Real Madrid comentan tres veces más las publicaciones de su equipo que los seguidores del Barcelona.

Resumiendo, se puede decir que el Real Madrid vence en tres de las redes sociales, aunque si miramos las cuentas extranjeras en Twitter, la cosa cambia en la red social del 'pajarito'. Aún así, ninguno se logra distanciar del rival en ninguna red social, lo que demuestra que el clásico en las redes está tan igualado o más que en el terreno de juego.

Otras historias