Reebok corta lazos con CrossFit por el tuit de su CEO sobre George Floyd

Yahoo Deportes
<em>Greg Glassman (a la derecha) hablando con los empleados antes de una presentación en Washington D.C. en 2015. (Foto de Linda Davidson/The Washington Post vía Getty Images)</em>
Greg Glassman (a la derecha) hablando con los empleados antes de una presentación en Washington D.C. en 2015. (Foto de Linda Davidson/The Washington Post vía Getty Images)

Un solo tuit del fundador y Director Ejecutivo de CrossFit ha hecho que Reebok anuncie que pondrá fin a su lucrativa relación con la red de fitness a finales de este año.

El tuit en cuestión provino de Greg Glassman, quien fundó el negocio con su esposa en el año 2000, en respuesta a una declaración del director del Instituto para la Métrica y Evaluación de la Salud (IHM) de la Universidad de Washington.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

La declaración calificó el racismo como un problema de salud pública.

Glassman respondió con una broma sobre la COVID-19, un tema que el IHM ha cubierto desde marzo. Específicamente, lo llamó “FLOYD-19”.

Es FLOYD-19.

Glassman prosiguió con el tema al día siguiente criticando la defensa del IHM de las cuarentenas y lamentando los disturbios nacionales.

“¿Su modelo fallido nos puso en cuarentena y ahora va a modelar una solución al racismo?”, escribió.

“El brutal asesinato de George Floyd provocó disturbios a nivel nacional. La cuarentena por sí misma está ‘acompañada en todas las épocas y bajo todos los regímenes políticos por una corriente subyacente de sospecha, desconfianza y disturbios’. ¡Gracias!”.

“El brutal asesinato de George Floyd provocó disturbios a nivel nacional. Por sí misma, la cuarentena viene ‘acompañada de una corriente subyacente de sospecha, desconfianza y disturbios en todas las épocas y bajo todos los regímenes políticos’. ¡Gracias!”.

Condenan al CEO de CrossFit por un tuit “desagradable”

Era probable que un tuit donde se equiparara una respuesta al racismo sistémico y la brutalidad policial con una pandemia mundial generara una reacción violenta, y eso fue lo que finalmente ocurrió con uno de los socios corporativos más grandes de CrossFit.

El domingo, Reebok anunció en Footwear News que ha dado por terminado el diálogo sobre la posibilidad de extender su acuerdo con CrossFit y hará que su relación termine este año.

“Nuestra asociación con CrossFit HQ termina a finales de este año. Recientemente hemos estado hablando sobre la posibilidad de llegar a nuevo acuerdo, pero a la luz de los acontecimientos actuales, hemos tomado la decisión de finalizar nuestra asociación con CrossFit HQ”, afirmó Reebok en un comunicado enviado por correo electrónico a FN.

“Cumpliremos con nuestras obligaciones contractuales pendientes en 2020. Se lo debemos a los competidores de CrossFit Games, los seguidores y la comunidad.

“Lo que no cambia es nuestro compromiso y dedicación a CrossFitters y la apasionada comunidad de CrossFit.

“Estamos muy agradecidos por los fuertes lazos que hemos creado con entrenadores, propietarios de gimnasios y atletas de todo el mundo durante los últimos 10 años.

“Queremos agradecer en especial a Dave Castro, Nicole Carroll, Andy Stumpf, Steve Weiss y Jimi Letchford, quienes fueron fundamentales para garantizar que la comunidad recibiera bien a Reebok, de manera que pudiéramos poner nuestro grano de arena para ayudar a más personas a mejorar sus vidas a través del ejercicio”.

Reebok no ha sido el único que ha cortado los lazos con CrossFit, ya que varios gimnasios que pagan a la compañía de Glassman por el derecho de licencia también cuestionaron el tuit o dijeron que pondrían fin a la relación con CrossFit.

Enviamos nuestra carta hoy

@CrossFitCEO estamos desconcertados por esta respuesta a @IHME_UW. Como afiliado de @CrossFit durante más de 10 años, ya estamos luchando por salir de un cierre comercial de 3 meses. ¿Cómo puedes hacerle esto a una marca por la que pagamos para afiliarnos? Por favor, ayúdanos a entenderlo.

El correo electrónico de Grossman a un gimnasio sale a la luz

Un gimnasio de CrossFit anunció que cesaría su asociación y publicó la respuesta de Grossman a un correo electrónico que había enviado cuestionando su respuesta a la pandemia y las protestas por la muerte de Floyd.

En una respuesta enloquecida, Glassman cuestionó la salud mental de la escritora, calificó su actitud de “repugnante” y la consideró “malvada” y “una persona terrible”.

Esta no es la primera vez que un tuit de un ejecutivo de CrossFit provoca una reacción violenta, una vez la compañía despidió a su director de conocimiento Russell Berger después de que este dijera que celebrar el orgullo LGBTQ es un “pecado”.

Poco antes del despido de Berger, Glassman dijo: “Necesita tomar una gran dosis de ‘cállate la boca’ y esconderse por un tiempo. Es triste”

Guau. El acuerdo de marca de Reebok con Crossfit ha terminado y los afiliados están indignados por los comentarios insensibles del CEO Greg Glassman respecto a #GeorgeFloyd

Dado que CF en sentido general y Glassman en particular no son famosos por su corrección política, esto parece significativo.

No puedo apoyar a una empresa que apoya a Greg Glassman.

Con efecto inmediato, dejaré de consultar en los gimnasios de crossfit @crossfitbc.

Entiendo que no todos piensan lo mismo que este hombre, por lo que si...

Esto es desagradable. @CrossFit se cancela hasta que Greg Glassman renuncie.

Para su información, se llama COVID-19 a. C. porque se originó en 2019.

Así que se trata de un tono sordo, abiertamente racista e increíblemente mal informado.

Guau, este intercambio de correos electrónicos entre el cofundador de Crossfit Greg Glassman y uno de sus socios afiliados al gimnasio es simplemente impactante. Si Crossfit no quiere ser calificado de racista, ¿por qué guarda silencio?

Debo decir que, como miembro de la comunidad CrossFit, la respuesta de Greg Glassman duele.

Otras historias