El reto más difícil todavía de Laia Sanz

Sergio Lillo

"Han pasado volando estos 10 años. Recuerdo como si fuera ayer la presentación de mi primer Dakar. Pero si me hubieran dicho los resultados que he conseguido, no lo habría creído". Son las palabras de Laia Sanz (Corbera de Llobgregat, Barcelona, 1985) antes de su 10º Dakar sobre dos ruedas. La catalana es desde hace años uno de los referentes de la disciplina y aspira a seguir agrandando su leyenda, la de que siempre que toma la salida de una edición, la acaba.

La 18 veces campeona del mundo (13 de Trial y 5 de enduro) sabe lo que es codearse con los mejores del rally, navegar de manera fluida y dar gas cuando toca. Las nuevas generaciones la observan con los ojos abiertos y no ha habido otra mujer que la haya batido desde que se aventuró en los desiertos de Sudamérica en 2011, con una Montesa-HRT y Jordi Arcarons de ángel de la guarda. 

"Recuerdo que la primera vez que toqué una moto de rally fue en la presentación para hacer las fotos y luego ya en la salida de la primera etapa. Después de 9 Dakares hay muchísimos momentos especiales. La llegada del primero, cómo lloraba los últimos kilómetros... Cuando se rompió el motor de mi moto en 2013 y mi compañero Miguel Puertas me remolcó durante muchos kilómetros...", rememora Sanz para Motorsport.com

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

No hay dudas de que su 9º puesto en la general de 2015 y el quinto lugar en aquella antológica etapa del Salar de Uyuni del mismo año resumen la valentía, el trabajo duro y la calidad de la catalana. Su 12º puesto en 2019 fue otra de las hazañas, tras meses en cama por una doble infección vírico bacteriana. Cuando se le pregunta por los sueños, reconoce haber cumplido ya unos cuantos.

“Pues… yo cuando empecé en moto nunca hubiese imaginado correr el Mundial de Trial, ni estar en el equipo con mi ídolo, que era Dougie Lampkin. Luego veía el Dakar en la tele cuando en TVE hacían el pesebre aquel y nunca imaginé poder estar corriéndolo y menos haciendo 10, siendo 5ª en una etapa… esto me lo dicen hace unos años y me río", apunta.

A Sanz se le pone una sonrisa traviesa cuando reconoce uno de los sueños que aún le quedan por cumplir: "Correr el Dakar en coche estaría muy bien". Pero antes de ello, aún cuenta con varios años de contrato con el grupo KTM y, de momento, es la nueva imagen de GasGas para los rallies

“A mí también me sorprendió, como a todo el mundo. Se decidió ya ir así este año tras el Rally de Marruecos. Al final no me cambia nada. Está bien que te escojan para representar la nueva era de la marca junto a otros buenos nombres, como Taddy Blazusiak y Glenn Coldenhoff, que está arrasando en motocross. Formar parte de esto me hace ilusión y es una etapa nueva", apunta sobre lo inesperado de los colores que lucirá desde el 5 de enero en Yeda. 

Más del Dakar:

Barreda: "Más de uno estamos esperando oportunidades en coches"Los horarios de cada etapa del Dakar 2020Sainz: "Alonso lo va a tener difícil en el Dakar"

El balance de la piloto catalana en estos 10 años compitiendo en el Dakar es, sobre todo, positivo, no ha tenido grandes sustos y se ha codeado entre los mejores. 

“Me quedo con más cosas positivas que negativas. De estas últimas he tenido suerte de no haber vivido muchas, sí cuando ha habido alguna desgracia, que es la parte mala de la carrera. Me quedo con lo que he aprendido, momentos de compañerismo, de satisfacción, de buenos resultados. He tenido la suerte de acabarlos todos y es raro, porque la mayoría de pilotos alguna vez se han ido en helicóptero, así que espero continuar así y no conocer esta parte más chunga", asegura. 

"Quizás lo malo, la vez que otro piloto [Joaquim Rodrigues] me engañó cuando le pregunté y eso es sagrado. Al final ahí nos jugamos la vida y que alguien juegue con eso, cuando muchas caídas son cuando vas agobiado por haberte perdido, es algo sagrado con lo que yo nunca jugaría. Otro día puedes necesitar tú la ayuda". 

"Me he hecho mayor y el Dakar es una experiencia muy bonita, muy intensa, y que también te hace aprender cosas en general, de todo un poco. Son 15 días que parecen tres meses".

"Solo veo pros a la nueva filosofía del Dakar"

David Castera, director del Dakar, ha introducido una nueva serie de medidas que tratan de priorizar la navegación e igualar a los pilotos profesionales con los amateur en cuanto a ayudas externas sobre el libro de ruta se refiere.

"Solo veo pros. Primero, que puede parecer una tontería, pero no lo es: nos ahorraremos deberes cada día, dos o tres horas de pintar, que quema mucho durante una carrera tan larga. Poder llegar de una etapa y no tener que ducharte y comer rápido para hacer el roadbook, va a ser un alivio. Aparte, el tema de que den el libro de ruta por la mañana lo veo muy bien: ni mapmen, ni información privilegiada, ni historias de estas. Si todo esto favorece el juego limpio, estoy de acuerdo", reflexiona la española.

"La única parte negativa es que el roadbook está pintado igual para todos y seguramente cada uno tenía su manera de hacerlo. Yo, por ejemplo, los peligros me los pintaba más grandes, pero es cuestión de adaptarse".

Las últimas semanas de preparación, después del intenso Rally de Marruecos de principios de octubre –donde fue 18ª–, han estado protagonizadas por una concentración en el país africano de toda la estructura de KTM-Husqvarna, con Jordi Viladoms al mando. La navegación, el nuevo sistema de roadbook fueron los protagonistas y las tiradas de más de 300 km fueron las protagonistas. 

"Este año me hace especial ilusión porque es un Dakar muy desconocido para todos y empezamos de cero. Es interesante que digan que habrá más navegación, pero no sé hasta que punto será así, porque no creo que se arriesguen el primer año a pegar unas liadas de cojones allí. Si la navegación cambia un poco y hay que bajar el ritmo e ir más pendientes, a mí me puede ayudar", asegura.

"El año pasado fue una manga de motocross de 300 km cada día. Hubo solo un sitio difícil y porque estaba mal el roadbook. La navegación el día difícil no tiene que ser porque se equivoquen, sino porque realmente lo es".

En Arabia Saudí, un país sin las libertades habituales en Europa, Sanz tendrá muchos ojos puestos en ella.

"Está claro que es sorprendente ir a un país así. Pensé '¿y podré ir yo a correr?' Esa fue mi primera pregunta. Solo hace dos años que pueden conducir coches las mujeres allí. Es sorprendente. Pero le intento ver la parte positiva. Ser mujer y correr allí puede ayudar a cambiar la mentalidad de hombres y mujeres. Deportivamente creo que puede darnos mucho".

Y para lograr su mayor reto hasta la fecha, el deseo de Laia es: "Acabar el Dakar, acabar contenta. Si acabo contenta, querrá decir que habrá ido todo bien".

Las 12 etapas a las que se tendrá que enfrentar Laia Sanz

El mapa del Dakar 2020. Pasa las imágenes y mira etapa a etapa

El mapa del Dakar 2020. Pasa las imágenes y mira etapa a etapa <span class="copyright">A.S.O. </span>
El mapa del Dakar 2020. Pasa las imágenes y mira etapa a etapa A.S.O.

A.S.O.

Etapa 1 (5 de enero): Yeda-Al Wajh (752 km, de los cuales 319 son cronometrados)

Etapa 1 (5 de enero): Yeda-Al Wajh (752 km, de los cuales 319 son cronometrados) <span class="copyright">E. Vargiolu / DPPI</span>
Etapa 1 (5 de enero): Yeda-Al Wajh (752 km, de los cuales 319 son cronometrados) E. Vargiolu / DPPI

E. Vargiolu / DPPI

La primera etapa no tiene nada que ver con un simple calentamiento, todo lo contrario. Es un condensado del conjunto de los elementos que caracterizan esta edición: pista rápida, recorrido sinuoso, dunas y terreno pedregoso. Tanta variedad invita a no subestimar este mini Dakar.

Etapa 2 (6 de enero): Al Wajh-Neom (401 km, de los cuales 367 son cronometrados)

Etapa 2 (6 de enero): Al Wajh-Neom (401 km, de los cuales 367 son cronometrados) <span class="copyright">Toyota Racing</span>
Etapa 2 (6 de enero): Al Wajh-Neom (401 km, de los cuales 367 son cronometrados) Toyota Racing

Toyota Racing

Sus numerosos tramos rodados hacen que el reto del día sea técnicamente accesible. Pero las especificidades de la navegación saudí comienzan a hacerse notar. Hay que marcarse nuevos puntos de referencia cuando la variedad de pistas provoque confusión. Para las motos y los quads también es la primera parte de la etapa Supermaratón.

Etapa 3 (7 de enero): Neom-Neom (489 km, de los cuales 404 cronometrados)

Etapa 3 (7 de enero): Neom-Neom (489 km, de los cuales 404 cronometrados) <span class="copyright">Toyota Racing</span>
Etapa 3 (7 de enero): Neom-Neom (489 km, de los cuales 404 cronometrados) Toyota Racing

Toyota Racing

El bucle de salida de la futura megalópolis de Neom es una joya. Llevando a los participantes a los confines de la frontera jordana, el rally propone una sucesión de cañones y montañas que explorarán sobre una alfombra de arena. En esta especial, el Dakar se elevará a su punto más alto: 1.400 metros de altitud.

Etapa 4 (8 de enero): Neom-Al Ula (676 km, de los cuales 453 son cronometrados)

Etapa 4 (8 de enero): Neom-Al Ula (676 km, de los cuales 453 son cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 4 (8 de enero): Neom-Al Ula (676 km, de los cuales 453 son cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

El menú alterna pasos arenosos y tramos empedrados a partes iguales, todo ello sobre pistas generalmente rodadas. No obstante, no deberá confundirse velocidad con aceleración, ya que la dura navegación se encargará de realizar una clara selección. En el tramo de enlace, a los que les gusten las antigüedades podrán sacar la cámara para fotografiar de cerca los templos nabateos.

Etapa 5 (9 de enero): Al Ula-Ha'il (563 km, de los cuales 353 son cronometrados)

Etapa 5 (9 de enero): Al Ula-Ha'il (563 km, de los cuales 353 son cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 5 (9 de enero): Al Ula-Ha'il (563 km, de los cuales 353 son cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

En el paisaje arenoso del día, las rocas especialmente voluminosas servirán como punto de referencia para evitar fallos de navegación que puedan costar caro. Menos técnicas, pero igual de impresionantes que las dunas, se alzarán ante los pilotos gigantescas colinas de arena. Los descensos, a veces salpicados por arbustos aislados exigirán afinar aún más la conducción.

Etapa 6 (10 de enero): Ha'il-Riad (830 km, de los cuales 478 son cronometrados)

Etapa 6 (10 de enero): Ha'il-Riad (830 km, de los cuales 478 son cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 6 (10 de enero): Ha'il-Riad (830 km, de los cuales 478 son cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

El cambio de paisaje es radical. Esta vez, la especial es 100% arena y fuera pista. Después de una primera parte más bien rápida, los expertos en dunas tendrán cierta ventaja. Especialmente aquellos pilotos que hayan forjado su pericia al volante en el desierto del Sahara. Después... un merecido descanso.

Día de descanso (11 de enero) en Riad

Día de descanso (11 de enero) en Riad <span class="copyright">DPPI </span>
Día de descanso (11 de enero) en Riad DPPI

DPPI

Etapa 7 (12 de enero): Riad-Wadi Al-Dawasir (741 km, de los cuales 546 son cronometrados)

Etapa 7 (12 de enero): Riad-Wadi Al-Dawasir (741 km, de los cuales 546 son cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 7 (12 de enero): Riad-Wadi Al-Dawasir (741 km, de los cuales 546 son cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

La vuelta al trabajo impone... la especial más larga del Dakar es también una de las más variadas. Dunas desperdigadas por todo el recorrido que deberán abordarse atravesando a su vez pequeñas franjas de dunas de varios kilómetros. Entre medias, se alternan el fuera pista y sectores en los que los numerosos cruces exigirán a los copilotos máxima concentración. ¡Sin prisa... pero sin pausa!

Etapa 8 (13 de enero): Wadi Al-Dawasir-Wadi Al-Dawasir (713 km, de los cuales 474 son cronometrados)

Etapa 8 (13 de enero): Wadi Al-Dawasir-Wadi Al-Dawasir (713 km, de los cuales 474 son cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 8 (13 de enero): Wadi Al-Dawasir-Wadi Al-Dawasir (713 km, de los cuales 474 son cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

El circuito del día permite virar la odisea hacia el sur. Allí los participantes se moverán por paisajes de montaña, cañones y sorprendentes contrastes de colores: piedras negras sobre arena blanca, por ejemplo... Los amantes de la velocidad en estado puro podrán dar rienda suelta a su pasión con un tramo de 40 kilómetros en línea recta que podrán recorrer a todo gas. Las franjas de dunas del día exigirán una extraordinaria destreza.

Etapa 9 (14 de enero): Wadi Al-Dawasir-Haradh (891 km, de los cuales 415 cronometrados)

Etapa 9 (14 de enero): Wadi Al-Dawasir-Haradh (891 km, de los cuales 415 cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 9 (14 de enero): Wadi Al-Dawasir-Haradh (891 km, de los cuales 415 cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

El Dakar prepara su entrada en el “Empty Quarter” con este largo trayecto. Para lograrlo, se requerirá precisión en el pilotaje, esta vez en suelos mayoritariamente duros y quebrados que podrán a prueba a los imprudentes. Al llegar a Haradh, un enclave construido en base al petróleo y la agricultura, el rally entrará en una nueva secuencia.

Etapa 10 (15 de enero): Haradh-Shubaytah (608 km, de los cuales 534 son cronometrados)

Etapa 10 (15 de enero): Haradh-Shubaytah (608 km, de los cuales 534 son cronometrados) <span class="copyright">A.S.O. </span>
Etapa 10 (15 de enero): Haradh-Shubaytah (608 km, de los cuales 534 son cronometrados) A.S.O.

A.S.O.

La etapa maratón impone el dominio de la cualidad más importante para un piloto de rally raid: la gestión de la resistencia. La especial de la primera parte sumerge a los pilotos y sus tripulaciones en las inmensas explanadas en fuera pista del “Empty Quarter”. Es preciso no perder tiempo ya que los 30 últimos kilómetros están íntegramente trazados entre dunas. ¡Y la noche cae deprisa! Al llegar, solamente se permite la asistencia entre participantes.

Etapa 11 (16 de enero): Shubaytah-Haradh (744 km, de los cuales 379 son cronometrados)

Etapa 11 (16 de enero): Shubaytah-Haradh (744 km, de los cuales 379 son cronometrados) <span class="copyright">E. Vargiolu / DPPI</span>
Etapa 11 (16 de enero): Shubaytah-Haradh (744 km, de los cuales 379 son cronometrados) E. Vargiolu / DPPI

E. Vargiolu / DPPI

Atentos a las vistas: la jornada comienza con un espectáculo que se extiende durante 80 kilómetros por las dunas más bellas del país. Una extensión en la que será arriesgado quedarse demasiado tiempo parado en la arena, en posición de espectador. A continuación, los participantes rodarán sobre las huellas de los pioneros que exploraron la región en la búsqueda del oro negro. Fin de la etapa maratón.

Etapa 12 (17 de enero): Haradh-Al Qiddiyah (447 km, de los cuales 374 son cronometrados)

Etapa 12 (17 de enero): Haradh-Al Qiddiyah (447 km, de los cuales 374 son cronometrados) <span class="copyright">E. Vargiolu / DPPI</span>
Etapa 12 (17 de enero): Haradh-Al Qiddiyah (447 km, de los cuales 374 son cronometrados) E. Vargiolu / DPPI

E. Vargiolu / DPPI

La serenidad será la mejor aliada en esta última etapa en la que las posiciones en la cima de la tabla aún pueden cambiar por completo. En los 100 últimos kilómetros vuelven los juegos de pistas que ya habrán provocado serios quebraderos de cabeza a los navegantes la semana anterior. ¡Hay que tener cuidado! Una especial de 20 km, que no afectará a la clasificación general, designará además al ganador del “Qiddiyah Trophy” justo antes de subir al podio final.

(Pulsa Versión Completa al final del artículo si no puedes ver las fotos con su información)

Otras historias