Ricciardo califica de "robo" lo que vivió la F1 en Turquía

Jonathan Noble
·2 min de lectura

El fin de semana del Gran Premio de Turquía fue un auténtico espectáculo gracias a que el asfalto nuevo ofreció poco agarre desde los libres 1.

La situación se empeoró aún más en la clasificación y en la carrera, cuando la lluvia se sumó a la fiesta, y hubo decenas de trompos cuando los pilotos trataron de encontrar los límites.

Pero a pesar de las frustraciones que sintieron muchos de los protagonistas, la falta de agarre ayudó a ofrecer un gran espectáculo. Lance Stroll consiguió su primera pole position en F1 y Lewis Hamilton completó una sensacional carrera para llevarse su 94ª victoria.

Mientras que la importancia del entretenimiento hizo que se hablara de los beneficios que se podrían obtener de más pistas con menos agarre, Ricciardo es muy escéptico acerca de que sea un camino a seguir por la categoría.

Cuando se le preguntó si la F1 podría aprender algo de lo que pasó en Turquía, Ricciardo dijo: "Sí. Que esta no es la respuesta".

"Mira, no me malinterpretes, y sé que todos los que estaban sentados en el sofá tenían algo divertido y emocionante que ver, pero, si te soy sincero, no sé si aprendimos algo de este fin de semana".

"Probablemente no volvamos a tener una situación como esta en cuanto al nivel de agarre. Creo que también cuando los equipos se están gastando tanto dinero desarrollando coches y poniendo todo el conocimiento en el diseño de los monoplazas más rápidos del mundo, no ser capaz de aprovecharlo.... si fuera así todo el tiempo, sería como un robo".

"¿Por qué estamos invirtiendo tanto en estos coches si no podemos realmente llevarlos al límite?".

Otras noticias de F1:

Hamilton: "Los héroes anónimos merecen ser Sires, no yo" Los secretos desvelados por los Fórmula 1 en Turquía El único 'pero' de Mercedes F1 en un fin de semana histórico

Pero el escepticismo de Ricciardo sobre la superficie no se ha visto respaldado por el director deportivo de la F1, Ross Brawn, que consideró que el fin de semana se benefició de las circunstancias que permitieron que el talento de los pilotos saliera a la luz.

En su columna habitual en la web oficial de la F1 dijo: "Creo que los pilotos a veces necesitan recordar que es una competición de quién cruza la línea primero, así que aunque los niveles de agarre no fueron altos, fue lo mismo para todos. Algunos pilotos bajaron la cabeza y lo aceptaron, otros lo consideraron una distracción".

"Tener una superficie desafiante como la que tuvimos este fin de semana no fue algo negativo. Mostró el talento de cada piloto al máximo. No creo que los niveles de agarre sean una medida del nivel de competitividad que tendrás".

"La competición debe ser justa e igualada. Es un deporte, así que tenemos que dar a todos la misma oportunidad. Es un desafío, pero eso debe verse como algo positivo".