Russell Wilson no pudo quedarse con el triunfo en su regreso a Seattle

·2 min de lectura

En el primer Monday Night Football de la temporada regular de la NFL, los Seattle Seahawks vencieron por 17-16 a los Denver Broncos para empañarle el debut a Russell Wilson con su nueva franquicia.

A meses del canje que mandó al mariscal de campo de 33 años a Denver a cambio de picks de draft y jugadores, los Seahawks aprovecharon una noche de ensueño de su nuevo QB para quedarse con el triunfo ante su público.

Geno Smith, el experimentado mariscal de 31 años, consiguió dos touchdowns y completó 23 de sus 28 pases para 195 yardas áreas, sin intercepción, ganándole así la pulseada a Wilson en un partido muy cambiante que recién se definió en el final.

Wilson tuvo un buen debut con su nuevo equipo y acabó con 29/42 por aire, 340 yardas y una anotación. Sin embargo, tras liderar una última serie ofensiva y dejar a su equipo en posición de gol de campo, el pateador Brandon McManus erró la patada de 64 yardas que le hubiese dado a Denver la victoria.

Anteriormente, los dirigidos por el debutante Nathaniel Hackett habían dejado pasar chances importantes para conseguir puntos, con dos pelotas perdidas por balones sueltos en la yarda uno del rival.

Así entonces, Seattle sacó la victoria en casa y amargó el debut de Wilson con los Broncos, que ahora buscarán reagruparse y cambiar la imagen en el partido del próximo fin de semana ante Houston. Los de Pete Carroll, por su parte, chocarán ante los 49ers.

Para los Seahawks, el corredor Rashaad Penny acabó con 60 yardas en 12 acarreos, mientas que DK Metcalf solo logró 36 yardas por aire en la vicotira. En tanto, los Broncos tuvieron a Jerry Jeudy como su mejor arma ofensiva con 4 recepciones para 102 yardas, con un TD.

Foto: Getty Images