Trump rechaza en Davos a “los profetas de la fatalidad" climática

Yahoo Finanzas

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aprovechó su intervención en la 50 edición del Foro de Davos para denunciar y rechazar a “los profetas de la fatalidad" que reclaman acciones contra el calentamiento de la tierra.

Trump ha acusado a quienes luchan contra la crisis climática de ser los mismos "alarmistas" que siempre buscan "lo mismo", tener el "poder absoluto" y controlar "cada aspecto" de la vida de los demás.

"Tenemos que rechazar a los eternos catastrofistas y sus predicciones de apocalipsis", dijo Trump, acusando a los "herederos de los insensatos adivinos del pasado" de equivocarse en el cambio climático, como ya hicieron, según él, cuando predijeron la superpoblación del planeta o el fin del petróleo.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio
El presidente de EEUU, Donald Trump, durante su discurso en la apertura del Foro Económico Mundial de Davos, el martes 21 de enero de 2020. (Foto AP / Evan Vucci)
El presidente de EEUU, Donald Trump, durante su discurso en la apertura del Foro Económico Mundial de Davos, el martes 21 de enero de 2020. (Foto AP / Evan Vucci)

Trump llegó a Davos a primera hora de la mañana, el mismo día en que empieza en Washington el juicio que podría llevar a su destitución, que calificó de "vergonzoso" y de "farsa".

La sala más grande del Centro de Congresos donde tiene lugar esta cita anual fue reservada para la alocución de Trump, quien llegó veinte minutos tarde y fue recibido con relativa frialdad por los asistentes, que llevaban una hora y media esperando su discurso.

El discurso de Trump contrasta con el de la activista climática Greta Thunberg, que pocas horas antes había criticado al contrario, en uno de los coloquios del foro, la inacción de los poderes públicos.

El presidente estadounidense ha anunciado el compromiso de su país de sumarse a la iniciativa para plantar un billón de árboles que promueve el Foro Económico de Davos y ha asegurado estar "comprometido" con "conservar la majestuosidad de la creación de Dios y la belleza del mundo".

Pero ha insistido en que "éste no es un tiempo para el pesimismo sino para el optimismo" y ha llamado a los asistentes en Davos a seguir avanzando hacia el progreso rechazando las predicciones más negativas sobre el clima.

El discurso de Trump, un acto electoral

En su discurso con aires electorales, Trump desgranó con abundantes cifras los logros económicos de su presidencia.

También advirtió que no dejaría "a los socialistas radicales destruir nuestra economía", en una probable referencia a sus rivales demócratas en las elecciones estadounidenses del próximo noviembre.

Trump dedicó su discurso de media hora a realzar los logros económicos registrados durante su mandato, entre ellos "niveles históricos de crecimiento y de creación de empleo".

"Creamos más de siete millones de empleos cuando la proyección eran dos, así que lo hicimos tres veces mejor, el desempleo ha bajado a niveles récord", sostuvo, para luego asegurar que los trabajadores afroamericanos hispanos y de otras minorías se han beneficiado ampliamente de estas mejoras.

Trump no quiso participar en la conversación que suele seguir a los discursos de los jefes de Estado y en la cual el fundador del Foro de Davos, Klaus Schwab, formula preguntas de actualidad y de interés de los asistentes.

Algunos ejecutivos consultados por Efe lamentaron que Trump no haya mencionado la crisis climática más que para atacar indirectamente a quienes lanzan la voz de alerta y a quienes consideró catastrofistas.

"Es un discurso dirigido a los electores estadounidenses, no hay que olvidar que ya está en campaña", comentó un empresario.

Artículos relacionados que te pueden interesar:

Artículo elaborado con información de EFE y AFP.

Otras historias