El Valencia, a por la hazaña en un Mestalla mudo

Goal.com

El Valencia estuvo muerto hace algunas semanas en la Champions League. El Atalanta estaba pasando por encima del equipo de Albert Celades en San Siro, donde los Che caían 4 a 0 a media hora del cierre del partido. Pero ese gol de Denis Cheryshev deja con signos vitales a un conjunto español que buscará la hazaña este jueves en un Mestalla vacío como consecuencia del nuevo coronavirus. 

¿Qué resultado necesita el Valencia para eliminar al Atalanta?

Cabe recordar que la UEFA ha hecho caso de las recomendaciones sobre que los partidos ante equipos que han estado en zona afectada por el virus se jueguen a puerta cerrada y ha determinado que el Valencia-Atalanta, correspondiente a la vuelta de los octavos de final de la Champions League, se juegue sin público. Lo mismo ha ocurrido con el Sevilla - Roma o el Getafe - Inter, mientras que se discute el futuro del Barcelona - Napoli.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Como sea, el Valencia recibe al Atalanta en un estadio vacío. Esto supone, a priori, una clara desventaja y un obstáculo más en el intento de remontar la eliminatoria. Y es que el conjunto de LaLiga no podrá contar con el apoyo de su gente, fundamental en innumerables ocasiones para que un equipo firme una gesta deportiva. En el caso del Valencia significaría ganar 3 a 0, por ejemplo. Por otro lado, el cuadro español se libra de jugar con la hipotética impaciencia de su afición en caso de no conseguir un gol rápidamente. 

Cabe recordar que el Valencia nunca se ha enfrentado al Atalanta en casa en un partido europeo, pero perdió su último encuentro en casa en la Champions League ante un rival italiano: fue en septiembre de 2018 y ante la Juventus (0-2). 

Desde luego, el Valencia no lo tendrá sencillo: sólo cuatro de los anteriores 36 equipos que perdieron en una fase eliminatoria de la Liga de Campeones por tres o más goles avanzaron de ronda, aunque dos de ellos fueron españoles: Deportivo de La Coruña remontó al Milan en la temporada 2003-04, mientras que el Barcelona hizo lo propio contra el Paris Saint-Germain en la campaña 2016-17.

Otras historias