El VAR salva al Sevilla de un ridículo histórico en la Europa League

Goal.com

De milagro y con un empujón del VAR, así se coló el Sevilla de Julen Lopetegui en los octavos de final de la UEFA Europa League después de sufrir durante 96 minutos contra un Cluj que nunca se rindió y que fue creciendo en el partido hasta soñar con el pase a medida que el Sevilla fallaba ocasiones cantadas.

Lopetegui, siempre conservador, decidió repetir el once que goleó el pasado domingo al Getafe con la excepción de Bono, que sustituyó al lesionado Vaclik. El once, bastante defensivo, no restó capacidad ofensiva al Sevilla en el primer tiempo, donde gozaron de claras ocasiones en las botas de Fernando, Ocampos, De Jong y Reguilón para sentenciar la eliminatoria. No obstante, los rumanos ya mostraron que podían dar el susto y casi hacen el 0-1 al borde del descanso con un remate de cabeza de Boli que se fue fuera por poco.

Tras la reanudación, el Cluj perdió los complejos y adelantó su línea de presión. Los rumanos, con poca calidad pero mucha disciplina y entrega, mordían y robaban con facilidad ante un Sevilla cada vez más nervioso y en el que Bono nunca atrapaba con seguridad los tímidos intentos de su rival desde la frontal. Lopetegui quiso templar el partido y devolver el dominio a su equipo con Banega pero el de Rosario sigue sin estar bien desde que anunciara su marcha al final de temporada.

¿Cuándo es el sorteo de octavos de final de la Europa League?

El Sevilla ya no sabía si ir a por el gol que sentenciar la eliminatoria o jugar a que no pasara nada y la indefinición casi le cuesta la eliminatoria. Alexandru Paun hizo el temido 0-1 en el 87 tras una inexplicable cantada de Bono pero el VAR lo anuló por una clara mano previa de Lacina Traoré. El sevillismo celebró el tanto anulado como un gol propio pero, una vez que certificó el pase, dedicó una histórica pitada a su equipo para afearle el conservadurismo y el ridículo que estuvo a punto de perpetrar.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Otras historias