El retoque estético de Voro, de nuevo entrenador interino del Valencia, que ha dado mucho que hablar en las redes

Yahoo Deportes

Salvador González Voro vuelve a actuar de nuevo de apagafuegos del Valencia. Debido a la crisis de resultados que atraviesa el conjunto che tras la vuelta del parón, Peter Lim decidió destituir a Albert Celades y confía en el exjugador, que ejerció también de delegado del equipo de Mestalla durante años, para que se haga cargo del banquillo en las seis jornadas que restan de La Liga.

El antes y el después de Voro, que vuelve a ocupar el banquillo del Valencia tras la destitución de Celades. (Foto: David S. Bustamante / Soccrates / Getty Images / Quality Sport Images / Getty Images).
El antes y el después de Voro, que vuelve a ocupar el banquillo del Valencia tras la destitución de Celades. (Foto: David S. Bustamante / Soccrates / Getty Images / Quality Sport Images / Getty Images).

Se trata de la sexta ocasión en la que el de La Alcudia se hace cargo de manera provisional del banquillo valencianista. Actualmente ejercía de enlace entre la dirección del club y la primera plantilla y había expresado que no tenía intención de volver a tomar las riendas del equipo, pero las circunstancias le obligan a ello nuevamente. Por ello se ha comentado mucho su elección en las redes sociales entre la afición che, aunque ha habido otro detalle que ha llamado igualmente mucho la atención.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Y es que el futbolista de 56 años luce una imagen mucho más rejuvenecida que la última vez que ejerció como entrenador del Valencia y apenas hay rastro de la calvicie que tenía hace unos años. Como decíamos, su injerto capilar ha sido muy comentado en Twitter y ha dado lugar a muchas bromas entre los seguidores ches.

Con mucho humor, había quien señalaba que si ha conseguido lucir esa nueva imagen será capaz de meter al Valencia en Champions y otros bromeaban igualmente con la posibilidad de que a Voro se le vuelva a caer el pelo con el nuevo marrón que le ha tocado.

Más allá de las bromas, lo que esperan los seguidores valencianistas es que su equipo remonte el vuelo y pueda al menos clasificarse para Europa la próxima temporada, algo que se ha complicado mucho tras sumar solo una victoria en los últimos cinco partidos. Eso sí, pase lo que pase, no perderán la confianza en Voro, que ha vuelto a demostrar su amor por el club al ocupar de nuevo el banquillo en unas circunstancias muy complicadas.

Más historias que te pueden interesar:

Otras historias