Yordan Álvarez un bate que marca el éxito de los Astros

  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.
·2 min de lectura
En este artículo:
  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.

Redacción Deportes, 5 may (EFE).- El cubano Yordan Álvarez ha sido un pilar en el juego de los Astros y la forma que ha respondido con el bate ha marcado los resultados del equipo de Houston en el terreno.

Álvarez, de bate zurdo, ha utilizado la habilidad que posee para pegarle a la pelota con poder, respondiendo en los momentos oportunos, llevando las carreras necesarias para contribuir con el objetivo del conjunto que dirige el veterano Dusty Baker.

El beneficio de los batazos de largo metraje de Álvarez para los Astros ha sido evidente, ya que Houston ha salido con la victoria en cinco de los siete partidos en los que el potente bate zurdo de Yordan ha mandado la pelota fuera del parque.

Con sus ocho tablazos de vuelta completa, Yordan se sitúa en el tercer lugar de la Liga Americana y es líder del conjunto en este encasillado.

Álvarez, quien también registra dos dobles entres sus batazos, cuenta con el cuarto mejor porcentaje de slugging (.634) en el menor de los circuitos, utilizando la contundencia de los contactos que ha hecho con la pelota para llevar 15 corredores al plato, siendo solo superado en el equipo por el antesalista Alex Bregman, quien hasta este miércoles contabiliza 16 remolcadas.

Con todo y que es un bateador de poder, Yordan, quien ha pegado 19 imparables en 20 encuentros esta temporada, se ha ponchado apenas 13 veces y ha tomado 12 bases por bolas.

Yordan no solo ha sido productivo al remolcar carreras, sino que ha mostrado igual capacidad de llegar al plato, sumando 15 carreras anotadas en la actual campaña.

Su porcentaje de embasarse de .373 es el más alto del equipo, lo que sustenta que es el mejor del conjunto al momento de llegar a las bases.

Letal en sus últimos 10 juegos

En el partido de este miércoles, que terminó en una victoria de los Astros 7-2 sobre los Marineros de Seattle, Álvarez disparó un imparable y empujó una carrera, para sumar su noveno partido de al menos un imparable y su séptimo de por lo menos una remolcada en sus últimos 10 juegos.

En este espacio de 10 encuentros, Álvarez posee un promedio de bateo de .393, fruto de 13 hits en 33 turnos al bate, con un doble y cinco jonrones, además promedia una vuelta anotada por duelo y ha llevado nueve corredores al plato.

Lo más importante de este desempeño del bateador cubano, es que ha contribuido a que los Astros obtengan una marca de 7-3 durante este proceso, logrando situarlos a un juego de los Angelinos de Los Ángeles, en la lucha por el primer lugar del Oeste de la Americana.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente