Yulimar Rojas celebra en Caracas su oro y plusmarca olímpica

  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.
·2 min de lectura
En este artículo:
  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.

Caracas, 14 sep (EFE).- La atleta venezolana Yulimar Rojas, ganadora de la medalla de oro olímpica en triple salto en Tokio 2020, donde también marcó una nueva plusmarca universal con 15,67 metros, llegó este martes a Caracas para celebrar junto a sus compatriotas sus victorias.

"Amo Venezuela, amo estar aquí, poder defender sus colores (...) Es fascinante poder decirle al mundo que soy venezolana, que vengo a darlo todo y que puedo conseguir una medalla como esta para un país tan hermoso", dijo Rojas en una tarima en la céntrica Plaza Venezuela de Caracas, donde bailó al ritmo de una banda de salsa.

Horas antes, había aterrizado en el aeropuerto de Maiquetía, que sirve a Caracas, y se había trasladado en un autobús destechado hasta el centro de la capital saludando a los aficionados y curiosos que se encontraba a su paso.

Bailando y moviéndose al ritmo de la salsa, tal y como hace con frecuencia antes de entrenar en vídeos que graba y comparte en sus redes sociales, recorrió el trayecto y celebró su medalla.

También festejó su primer diamante, conquistado el pasado 9 de septiembre tras imponerse en la prueba de triple salto de la final de la Liga de Diamante, disputada en Zúrich, con un mejor intento de 15,48 metros.

Ya subida a la tarima de Plaza Venezuela, la plusmarquista celebró "que la mujer venezolana tiene el poder de traspasar fronteras".

"Tenemos esa sangre guerrera y, para mí, es un honor poder haberles dado esta gran actuación en Tokio, que hayan disfrutado tanto como yo, que se hayan identificado y que (sepan que) los sueños se pueden hacer realidad y las metas y los objetivos que se proponen se pueden conseguir", le dijo Rojas a las decenas de personas que la esperaban.

El fruto a su trabajo, comentó, estaba sobre la tarima: "medalla de oro olímpica, récord mundial, récord olímpico y diamante para Venezuela".

Rojas, que entrena y reside en España, recordó que esa medalla supone "un sueño" porque en Río de Janeiro 2016 se le escapó "por unos centímetros" frente a la colombiana Caterine Ibargüen.

"Pero en Tokio lo logramos y era una de mis metas preferidas, ser la primera mujer en este país en conquistar un oro olímpico", le dijo la saltadora a los aficionados.

Finalmente, terminó su breve discurso celebrando la "alegría que es ver que" los aficionados disfrutaron la victoria tanto como ella.

"Sé que vienen más y más triunfos para Venezuela", aseguró la plusmarquista antes de retirarse del escenario.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente