Los aifcionados en Qatar 2022 denuncian el caos existente dentro de la 'fan zone'

El mundial de Qatar 2022 ha estado envuelto en polémica desde su inicio como país anfitrión, tratándose de uno de los eventos más controvertidos en la historia del fútbol. Lo cierto es que su estreno no ha sido una excepción. De hecho, los asistentes han denunciado en redes sociales el caos entorno a la organización del Al Bidda Fan Fest, la ‘fan zone’ pensada para el ocio y disfrute de las aficiones, que tuvo lugar en el parque Al Bidda de Doha. Lo peligroso del hecho es que este festival no era algo puntual, que coincidiese con el pistoletazo de salida del evento deportivo mundial, sino que estará abierto durante toda la cita mundialista y en él se proyectarán los partidos del Mundial en directo desde pantallas gigantes.

En la apertura, el recinto, que tenía un aforo de 40.000 personas, contó con la asistencia de al menos el doble de la capacidad permitida. Los organizadores tuvieron que empezar a limitar la entrada al espacio, y al verse desbordados, necesitaron la ayuda de la policía. Los allí presentes se empezaron a quejar de que los organizadores estaban dejando entrar a demasiada gente, distribuyéndolos en una especie de sala de espera situada entre el área principal y la zona de acceso. Cuando la policía y los responsables del evento se dieron cuenta del gran número de seguidores que intentaban acceder al lugar, tuvieron que empezar a desalojar las instalaciones. En ese momento, se produjeron varios altercados entre los asistentes, furiosos, y los agentes, desatando auténticos momentos de caos.

‘’Fue peligroso. Dejaron entrar a demasiada gente. Me alegro de haberme ido’’, afirmó un aficionado que se encontraba en la sala de espera junto a su hijo de cuatro años. La policía tardó alrededor de 45 minutos en desalojar de la zona debido a la marea humana que seguía intentando acceder al evento.