Críticas a estos agentes de Policía por grabarse así en medio de un atraco en un Mercadona de Barcelona

Dos agentes de la Policía Local de Esparreguera, en Barcelona, se han convertido en el blanco de todas las críticas tras aparecer en un vídeo en el interior del coche patrulla con el arma reglamentaria en la mano acudiendo a un supermercado en el que se estaba cometiendo un atraco. El aviso al teléfono de emergencia 112 notificó que los autores del atraco eran dos hombres y que llevaban un arma de fuego, lo que provocó que los agentes desenfundaran sus pistolas antes de tiempo. “Como nos tenemos que ver: ¡atraco con arma de fuego en Mercadona! Cuidado, no me quiero morir!”, se escucha decir a la agente que graba la escena desde el asiento del copiloto. Según publica el diario el Caso tras consultar con varios especialistas policiales, el protocolo de actuación de la policía no establece que se pueda conducir con el arma en la mano, aunque añaden que desconocen el caso concreto de los agentes que salen en la grabación y que los llevó a actuar así. Por este motivo, la dirección de la Policía Local de Esparreguera ha abierto una investigación reservada para saber cómo se grabaron las imágenes y cómo se han hecho públicas. Los policías han recibido numerosas críticas a partir de estas imágenes. El alcalde de la localidad, Eduard Rivas, se ha sumado a las mismas a través de un mensaje en su cuenta de Twitter: “Lamento y condeno los vídeos que están apareciendo en las redes sociales de determinados agentes de la policía local con una actitud reprobable que no es digna del servicio y la responsabilidad que representan. Recursos humanos del Ayuntamiento abrirá expediente y posibles sanciones a aplicar”. El atraco se produjo el martes por la noche cuando dos hombres accedieron al supermercado ubicado en la avenida de Francesc Marimón. Una vez en el interior, los autores dispararon un tiro al aire, que impactó en el techo, con la intención de intimidar a los clientes y a los trabajadores. Finalmente, consiguieron llevarse el dinero de una de las cajas registradoras del establecimiento y escaparon a bordo de un vehículo marca Opel Vectra. Por suerte, no hubo que lamentar víctimas ni heridos pero se vivieron momentos de máxima tensión. Los Mossos d’Esquadra se han hecho cargo de la investigación y ahora tratan de localizar a los ladrones y de relacionar el arma que utilizaron, a través de la bala, con algún otro asalto violento.